miércoles 21 de febrero de 2024 - Edición Nº406

Política | 8 nov 2023

Elecciones 2023: cuál sería el valor de la salud en caso de que Javier Milei sea presidente

El 19 de noviembre se definen dos modelos de país en Argentina. Javier Milei propone la privatización del servicio de la salud, eliminando su gratuidad.



El 19 de noviembre se desarrollará el balotaje entre Sergio Massa y Javier Milei, donde se pondrá en disputa el modelo de país que se proyecta a futuro. Uno de los debates centrales tuvo que ver con la salud. Mientras para Massa no es discusión la salud pública, Milei propone la privatización de los servicios.
 
El principal caballito de campaña del líder de La Libertad Avanza era la privatización en áreas troncales como la salud, la educación y también en el transporte público. En cuanto a la primera, es necesario mejorar la atención, pero ello no implica una privatización.

Es importante resaltar, también, la importancia de la existencia del SAME, que brinda asistencia gratuita en situaciones de emergencia y luego, en caso de que corresponda, puede derivar a la prepaga u obra social de la persona.

La salud, por otro lado, se extiende a lo que es coberturas para enfermedades preexistentes, cirugías, enfermedades congénitas, vacunas y medicamentos.

Una de las enfermedades más comunes entre los argentinos es la diabetes, que gracias a la Ley de Diabetes todas las personas que la padecen tienen los insumos subsidiados al 100%. Esto incluye las insulinas (inyectables o no) y las tiras reactivas para medir la glucosa con su respectivo dispositivo. Para los diabéticos Tipo 1, la privatización de la salud implicaría un gasto de $96000, mientras que para los tipo 2 de $79000.

En tanto, quienes sufren de hipertensión podrían llegar a abonar $19.000 mensuales y de VIH hasta $505.000.

En cuanto a las vacunas de la infancia, según los relevamientos del Ministerio de Salud, las aplicaciones saldrían alrededor de $600.000 en menores de 1 año y $1.000.000 en niños de 11 años.

El impacto sería aún mayor en tratamientos de alta complejidad como los de cáncer, que varían según dónde se localice el tumor. El de mama tendría un costo de $68 millones por año y el de colon $53 millones, mientras que el de pulmón se ubicaría en los $8,8 millones.


La amenaza de la privatización no solo tiene que ver con los importes, sino que también, esta decisión implicaría el cierre de centros de salud y hospitales, generando desempleo y colapso en los sanatorios y clínicas que son pagas.

En lo que respecta a los jubilados, Massa defiende tanto el sistema público de seguridad social centralizado en la ANSES como la cobertura pública de salud que brinda el PAMI y que incluye la cobertura de 167 medicamentos que se entregan de forma gratuita a los beneficiarios.

En cambio, Milei se expresó en más de una oportunidad a favor de un sistema privado de pensiones similar al de las AFJP. En ese sentido su plataforma plantea la necesidad de una "reforma previsional para recortar el gasto del Estado en jubilaciones y pensiones" y de alentar "un sistema de capitalización privado".


Dos modelos de país en juego: las diferencias en salud, transporte y energía entre Massa y Milei
Faltan menos de dos semanas para el balotaje del 19 de noviembre, donde se pondrán en juego dos modelos de país: el que representa el candidato presidencial de Unión por la Patria (UxP), Sergio Massa, y el que encarna el postulante de La Libertad Avanza (LLA), Javier Milei.

Las propuestas del oficialismo se centran en defender la educación y la salud públicas, el subsidio a los transportes y un plan integral contra el delito, mientras que los planteos de la oposición van desde la libre venta de armas hasta los vouchers educativos y la creación de un mercado de venta de órganos.

Desde UxP, Sergio Massa se expresó en reiteradas oportunidades a favor de la educación pública y aseguró que "el derecho a estudiar no se arregla con un voucher". "Es muy importante que tengamos claro qué defendemos: la Argentina de la educación pública, gratuita, de calidad, inclusiva, como línea de largada en igualdad de oportunidades", sostuvo durante un acto en San Miguel.

Por su parte, Milei rechazó la obligatoriedad de la enseñanza. "Si querés estudiar, vas a tener un voucher y vas a poder estudiar. El que quiera estudiar, estudia, pero obligar no me gusta", declaró a La Nación. Según un estudio de la Universidad Nacional de San Juan (UNSJ), el arancel que propone el libertario para la educación superior rondaría los 2 millones de pesos por alumno por año.


Modelos de universidades Massa y Milei Plan integral de seguridad vs libre venta de armas
El viernes pasado, durante el lanzamiento del programa Ciudades Seguras en Mendoza, Massa pidió "no caer en la ley del sálvese quién pueda". "La lucha contra la inseguridad y la política pública de seguridad debe ser una política de estado, y que no esté sometida al debate electoral sino que sea garantía de todas las fuerzas políticas y todos los dirigentes políticos", afirmó.

Milei, por el contrario, se pronunció en reiteradas oportunidades a favor de la libre tenencia y portación de armas. Aunque recientemente intentó relativizar su postura, la plataforma electoral de LLA incluye entre sus propuestas "la desregulación del mercado legal y proteger su uso legítimo y responsable por parte de la ciudadanía".


Donación de órganos vs mercado de venta
Una de las propuestas de campaña más polémicas de LLA es la creación de un mercado de órganos para trasplantes. "El mercado de órganos es fantástico, pero todo el mundo cree que te van a agarrar en la calle y cortar en pedacitos para sacarte un riñón. Mercado quiere decir transacción. Por ejemplo, una persona que no conozco me puede donar a mí y hacer una cadena de favores", aseguró la diputada electa Diana Mondino.

La respuesta de Massa fue contundente: "Yo no creo en la venta de órganos, no es un mercado más. La vida no tiene precio", señaló en sus redes sociales. Distintos referentes de UxP defendieron tanto la donación desinteresada como el trabajo y transparencia del Incucai.


Subsidios al transporte vs boleto a $700
Milei adelantó que, en caso de llegar al poder, no solo eliminará los subsidios sino que impulsará la privatización del servicio de trenes. En respuesta, desde fines de octubre el Gobierno brindó a los usuarios la posibilidad de renunciar voluntariamente al subsidio y pasar a pagar $700 el pasaje de colectivo.

Sin embargo, menos de 1.000 personas adhirieron a la medida durante los primeros días de su vigencia. "Básicamente lo que está contestando la gente es que esa propuesta de la oposición de quitar el subsidio al transporte es inviable para el jubilado, para el trabajador", resaltó Massa.
 


 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias